Compartir

Delta Amacuro.- Enfermedades crónicas como tuberculosis, malaria y el VIH Sida continúan afectando a la población joven de las comunidades diseminadas en los caños del Delta del Orinoco.

En el año 2011, el Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas y el Instituto de Biomedicina de la Universidad Central de Venezuela elaboraron un estudio que arrojó como resultado que 55 indígenas tenían el Virus de Inmunodeficiencia Humana en San Francisco de Guayo y comunidades adyacentes.

“En lo que va del año 2019, van 3 jóvenes que han perdido la vida en el sector de la ranchería de Guayo; tres personas fallecieron por Sida en Tekoburojo y 4 por paludismo”, afirma en su testimonio Heladio Torres, docente de la comunidad San Francisco de Guayo.

El estudio realizado en el año 2011 por los investigadores del Ivic y el Instituto de Biomedicina de la UCV concluyó que la epidemia del VIH en las comunidades warao se duplicaría cada 10 meses.

Torres manifiesta que 14 comunidades adyacentes a San Francisco de Guayo se encuentran impactadas por el virus.

Fuente: Primicia