Compartir

Expertos señalan que los procesos de purificación del agua no se cumplen por falta de químicos

La crisis de suministro de agua en Venezuela se agrava con la falta de solución por parte de las autoridades, los ciudadanos continúa padeciendo el racionamiento y las fallas, así como la mala calidad del agua. Denuncian que pasan hasta una semana sin recibir el servicio y cuando el agua llega es turbia, sucia, tiene tierra o huele muy mal.

El ingeniero Norberto Bausson, especialista en suministro de agua, señala que “las plantas de tratamiento no funcionan al 100% de su capacidad”, denunció además que lo más grave es que “no tienen todas las sustancias químicas que se requieren para que el agua salga con la condición de potable exigida”. Advirtió que el agua que actualmente llega a los grifos de las viviendas no es apta para el consumo humano.

Esta situación afecta a los ciudadanos, sumado al racionamiento del servicio que realizan las empresas del estado por lo tener capacidad operativa. Estudios revelan que solo el 18% de la población recibe agua de calidad.

Ante esto en Venezuela han surgido soluciones populares. Tiendas de purificación de agua, compra a través de camiones cisternas y hasta recolección de agua en el cerro el Ávila.

La crisis, según los expertos, se debe a la burocracia. 15 ministros han pasado por el sector en 18 años y no son las personas más preparadas para el tema. Para Bausson, quienes están al mando de los principales servicios públicos no tienen la preparación sobre estos temas, “mientras tengas gente que no tiene la capacidad; que desde el punto de vista ético, profesional y político no tienen una línea clara de cómo resolver la situación, no vamos a llegar a ningún lado”.

Fuente: Venepress