Compartir

Por el albergue han pasado 1700 venezolanos que han logrado hacer vida en la nación inca

René Cobeña, peruano de 51 años, casado y padre de dos hijos se dedicó a dar cobijo y alimento a los venezolanos en una casa que alquiló, ubicada en un humilde barrio de Lima.

En la propiedad actualmente hay 200 venezolanos entre ellos 30 son niños. Por el albergue han pasado 1700 venezolanos que han logrado hacer vida en Perú gracias a la ayuda inicial recibida por el empresario textil.

A continuación algunas imágenes del albergue “Sin Fronteras”

“No se les cobra un centavo por esta aquí. Lo único que es les pide es colaboración con la limpieza” indicó  el empresario peruano quien vivió la dura experiencia de ser migrante en Japón y Corea del Sur en la década de 1990.

Cobeña estableció un reglamento, que prohíbe fumar, beber alcohol o pelear, y la permanencia máxima en el albergue es por un mes. Nunca ha recibido apoyo del gobierno ni de organizaciones privadas, acaba de pedir ayuda a la agencia de la ONU para los refugiados ya que el número de venezolanos aumenta con el pasar de las semanas.

Fuente: Venepress