Compartir

Indhriana Parada, viceministro de Salud  en la Asamblea Mundial de la Salud que se lleva a cabo este 23 de mayo en la ciudad de Ginebra negó una vez más la emergencia humanitaria compleja que se vive en el país asegurando que el sistema sanitario venezolano ha tenido una profunda transformación, pasando de un “sistema de salud asistencialista, privatizador a uno integral, de accedo gratuito y universal“.

Parada señaló que  el país cuenta con la misión Barrio Adentro con 100% de cobertura y que el bloqueo financiero le ha impedido al Gobierno realizar operaciones bancarias para adquirir vacunas y medicamentos a través del Fondo Rotatorio y Estratégico de la OPS, responsabilizando de ello, el retraso o ausencia de los planes de vacunación.

La representante del gobierno venezolano aseguró que se suministra de manera gratuita los medicamentos de alto costo a personas con enfermedades crónicas no transmisibles y que se entregan antiretrovirales de hasta 12 combinaciones diferentes.

Finalmente, señaló que  en Venezuela no existe una crisis humanitaria, al tiempo en que exigió que se le levanten “las medidas coercitivas (…) que le permita al pueblo venezolano seguir transitando su revolución pacífica“.

 

Gabriela Buada Blondell

Comunicación / Acción Solidaria

gbuada@accionsolidaria.info